Buceando en familia - TodoParaViajar
Barra Superior
05 de Febrero de 2010
Buceando en familia
Grandes y chicos pueden animarse al turismo aventura a través del buceo deportivo: en esta nota, opciones y consejos para disfrutar del mejor paseo subacuático.

Allá por los inicios de la década de los 70, además de estar reservado mayormente a los varones, el buceo no era visto como una actividad familiar.


Estos fueron los primeros años del buceo deportivo organizado bajo certificadoras internacionales que otorgaban credenciales.


Lejos de esta visión, los viajes organizados por las primeras escuelas de buceo deportivo no apuntaban a unas vacaciones en familia sino más bien a la práctica del buceo en forma exclusiva dejando afuera muchas veces, a familiares y amigos quienes no lo practicaban.


Hoy, la realidad nos demuestra todo lo contrario y vemos con agrado que cuando hay un buceador en la familia, no sólo contagia sus ganas de bucear a todos los integrantes sino que sus vacaciones cambian para siempre, por ende… las de la familia entera!


¿Qué es bucear?


Una actividad no competitiva en la que “gana” quien más se divierte pero, para hacer de tus buceos algo “seriamente divertido” antes de llegar al punto de buceo te recomendamos que tomes un curso y te capacites en esto de respirar bajo el agua. Por qué? Para maximizar tu tiempo de descanso y diversión sin ocupar tus días en un curso “in situ”, justamente en el lugar y momento en que deberías estar buceando, para esos estás allí verdad?


Pues bien, muchas son las ofertas, muchos los tipos por los que podrías optar. Te aconsejo un curso que te permita mejorar tu relación con el agua (sea cual fuere al momento de iniciar tu curso, descubrirás que siempre puede ser mejor!) y que pongas especial énfasis en la seguridad (“tu seguridad”) al momento de elegir un curso. Estos son consejos que, a la hora de elegir un curso, te servirán para optar por el que más te acerque a la “diversión segura”.


Un curso corto y tomado a las apuradas en el punto de buceo que elegiste para vacacionar no sólo te quitará tiempo, sino que no te permitirá disfrutar del fondo porque la preocupación será “son mis primeros buceos” pasando por alto un sinfín de vida marina que tendrás a tu alrededor!


¿Cuáles son las opciones para bucear en familia?


¡Muchísimas! La opción de primera elección son los resorts all inclusive, básicamente porque la frase “todo incluido” se cumple en todos los servicios que ofrecen: pensión (todas las comidas incluidas y las bebidas), actividades acuáticas (kayak, sky acuático, kitesurf, snorkeling, surf, windsurf, aquagym, etcétera) y no acuáticas (cabalgatas, caminatas, trecking, parapente, travesías en 4x4, buguies por los médanos, rapel, entre otras).


Desde luego, estos excelentes lugares cercanos al agua (ya sea mar o lagos) ofrecen buceos increíbles en paquetes especialmente armados y diseñados para que el buceador aproveche al máximo su tiempo de vacaciones para estar bajo el agua y en familia.


Tres ejemplos (sólo por citar tres) típicos y bellísimos son:


» Cozumel, en México. La meca de todo buceador es llegar al mar Caribe para bucear en esa isla soñada. Aquí encontramos Resort 4 y 5 estrellas que lo tienen TODO para el buceador y su familia. Bay Adventure, por ejemplo, es la empresa con quien opero en Cozumel y me ofrece todos los servicios familiares (incluyendo el buceo claro). La atracción bajo el agua? 40 metros de visibilidad como mínimo garantizados y toda la vida coralina y la fauna exuberante de esa joya subacuática que es El Mar Caribe. La atracción en superficie? Playas increíbles con todos los servicios del resort, y actividades para elegir “a la carta”.


» Roatán, en Honduras. Una perla en el mar Caribe difícil de equiparar… Allí nos alojamos en un resort un tanto especial, ya que tiene en parte, sus cabañas sobre el agua!!!!! Si, si, como lo leen: sobre el agua! La otra parte del complejo, nada despreciable por cierto, la encontramos sobre la Isla de Roatán, enclavada en medio de la selva… Es el Anthony´s Key Resort con quie operamos hace años y siempre la atención es de primera categoría. Mis buceadores son repitentes de este destino porque los buceos son increíblemente bellos, los encuentros con fauna “grande” como delfines y tiburones están asegurados y porque además, los acompañantes verán sus días ocupados a pleno. Y, por si les queda resto para seguir disfrutando, pueden darse una vuelta en kayak de noche alrededor del cayo que justamente le da nombre al resort. Imperdible!!!


» Villa La Angostura, en la Patagonia, Argentina. Tiene toda la infraestructura para alojarse en resort 4 o 5 estrellas y obtener servicios para el buceador y sus familias. Dónde bucear? El lago Lacar hace las delicias de los buzos, el paisaje patagónico, las de su familia o acompañantes con cabalgatas, visitas guiadas en caminatas, travesías 4x4, kayak, rapel… Bajo el agua, ASAP VLA (Agrupación Subacuática Andino patagónica) se encargará de todo lo necesario para que un buzo visite unas paredes de increíble belleza, de un azul profundo que nunca olvidará. Y luego de una jornada de buceo, qué mejor que una tabla de ahumados patagónicos típicos de Argentina para compartir en familia?


Bucear en familia hoy es posible… y accesible


Mientras en otros tiempos, acceder a un simple “bautismo” (un buceo de prueba, de 15 minutos, acompañado por un instructor) era la única opción económicamente factible, hoy en día, tomar un curso, hacer un viaje de buceo y además en familia, se ubicó en un lugar “posible” para alguien que desea practicar este apasionante deporte.


Una semana all inclusive en Cozumel se sitúa alrededor de los usd 1.000, 14 inmersiones (buceos) incluidos!! (aéreos aparte). Playa, actividades, buceos, todo incluido y en el mismo lugar soñado bajo el agua y en superficie!!!! Vamos buceadores!!! Animarse!!!


En Argentina, un paquete en Villa la Angostura, ronda los $Ar 1.600 por una semana con buceos… Nuestro país ofrece posibilidades y muchas si hablamos de buceo para invierno (con buceos usando traje seco) y para verano! Vale la pena, se los recomiendo como buceadora y como instructora de buceo.


Claro que si al llegar al sitio de buceo, sea por vacaciones o no, quien desee bucear “ya es buzo” (es decir, tiene su certificación internacional), las puertas del mar se abrirán a su paso… desde ya que sí!


Como dijimos anteriormente, la situación ideal sería tomar un curso de buceo con anterioridad al viaje y, una vez allí, sólo dedicarse a disfrutar de fondos increíbles, buceando, encontrándose con uno mismo en comunión con la naturaleza y no con la preocupación de “aprobar un examen”.


¿El costo? Hoy en el mercado se encuentran cursos cortos, cursos largo, razonablemente largo y de los otros, pero lo curioso del caso es que todos ellos tienen un valor que ronda los $Ar 1.500.- Con lo cual, el futuro buzo puede acomodarse a su realidad y como consejo siempre les doy a mis alumnos, que tomen un curso en donde se los forme para tener criterio propio acerca de la “seguridad” y esto en una semana, no creo que sea factible… Siempre está ante todo el buzo y su seguridad, siempre. De esta forma, la persona se llevará en su cabeza y su corazón, buceos “seriamente divertidos”!!!!


Y para terminar…


¡Aguas claras y buenas burbujas para todos! Es mi deseo para cada buceador que levanta la tapa del cobre (hunde su cabeza con un visor) y hecha un vistazo a las maravillas que lo están esperando bajo el agua.



Colaboración de Claudia Pastorino, instructora trainer #37.569 S.S.I. y directora del I.A.A.S. Más información: www.iaas.com.ar





COMENTAR ESTA NOTA EN FACEBOOK
ENVIAR UN COMENTARIO SOBRE ESTA NOTA
Los datos * son obligatorios
*Nombre:
*Email:
*Comentario:
(Máximo: 600 carácteres)

Caracteres Disponibles : ( 600 )
*Código:

© Copyright 2007-2017 Todoparaviajar.com | Todos los derechos reservados