Museo de brujerías, que los hay, los hay… - TodoParaViajar
Barra Superior
21 de Enero de 2013
Museo de brujerías, que los hay, los hay…
Las brujas, con sus hechizos y pociones mágicas, fueron perseguidas durante mucho tiempo. En la actualidad existen museos que cuentan parte de sus secretos.
Los museos de brujerías se pueden visitar en distintos lugares del mundo.


Por Verónica Luna

Desde tiempos inmemoriales la existencia de menjunjes con poderes sobrenaturales ha despertado curiosidad, ocultas creencias, y expectativas diversas. Si bien la magia fue ejercida por hombres y mujeres a lo largo del tiempo, lo cierto es que las representantes del sexo femenino se llevaron la peor parte. No sólo soportaron la cacería de la que fueron objeto sino que el estereotipo que se instaló socialmente las convierte en señoras feas, con verrugas, escobas mágicas y enormes vasijas donde preparan oscuras mezclas.

Museos que recuperan parte de esa historia, pueden visitarse en distintos lugares del mundo.

La brujería, en SegoviaMuseo brujería Segovia

Este particular museo de la ciudad española de Segovia, tiene un acervo único. Su objetivo es sacar a la luz algunos de los secretos mejor guardados que forman parte del mundo de la brujería. En el recinto una colección de más de trescientas piezas sorprende por sus características, desde momias hasta recetas mágicas, pociones alucinógenas, venenos obtenidos a base de propiedades de diversas hierbas,  e instrumentos de tortura utilizados durante la Inquisición. Los objetos datan de los siglos XVI al XX.



Antes de estabilizarse en el corazón de Segovia, la muestra giró, como itinerante, por distintas ciudades de España, Portugal, Holanda, Italia y México.

Mediante el pago de una entrada, el museo puede visitarse todos los días por la mañana o la tarde.

En Navarra también

Un pequeño pueblo, un viejo hospital, una tradición, fueron suficientes ingredientes para dar lugar a un recinto donde la historia se recrea. Zugarramurdi, el poblado, está próximo a las cuevas de Navarra, que reciben gran cantidad de turistas cada año. El museo aporta su atractivo, invitando a satisfacer la curiosidad de los visitantes interesados en conocer un poco más acerca de las actividades de las señoras con poderes especiales que tenían la clave para obtener resultados mágicos.Museo brujería Navarra

Como parte del circuito, se puede conocer la historia y las tradiciones que tuvieron lugar en el siglo XVII en las comarcas integradas por Zugarramurdi y Udax, poblaciones de Navarra, y por Sara y Ainhoa en Francia.

El museo cuenta con varias plantas, en una de ellas se accede a material documental acerca de la caza de brujas, mientras que en otras, se recrea con luces y sombras el clima sombrío del proceso desarrollado durante la inquisición en la cual tuvieron lugar múltiples causas por aparente ejercicio de la brujería. En otro de los pisos, se muestra la vida cotidiana de mujeres, especie de curanderas que tenían grandes conocimientos en herboristería, que combinaban las propiedades de las hierbas en recetas que propiciaran el alivio a algún malestar, y que normalmente oficiaban de parteras. También se exhiben fotografías y películas sobre la temática.

El más grande, en Londres

El museo que trata la temática de la brujería en Inglaterra, reúne a la mayor colección del mundo. Sus comienzos no fueron fáciles ya que la oposición de los vecinos a convivir con objetos relacionados con el oscurantismo, generó presiones para que el museo buscara un sitio diferente donde instalarse. En los distintos lugares donde intentó establecerse, las creencias religiosas, fuertemente arraigadas, generaron reacciones diversas y violentas que inclusive llevaron a producirle daños al edificio. Así, pasó por distintas locaciones hasta ubicarse en el distrito de Cornwall.museo brujeria londres

Las puertas del museo se abrieron en 1951. Desde entonces, se ha convertido en uno de los más importantes del rubro. Tiene salas en las que se exhiben objetos relacionados con el satanismo, rituales mágicos, los círculos de piedra, encantamientos y conjuros.  Cuenta, además con una amplia biblioteca con más de 3.000 volúmenes sobre el tema.

Brujas de Salem, en Estados Unidos

Era el siglo XVII cuando en el pueblo de Salem, 180 personas fueron acusadas de brujería. El juicio que condenó a los acusados se resolvió rápidamente y las penas se cumplieron de inmediato.

Esos acontecimientos forman parte de la historia del pueblo, cuya trascendencia adquirió relevancia mundial. Un museo que recopile parte de ese folclore es un hecho natural en ese poblado de los Estados Unidos. museo de brujas de Salem

Las figuras de tamaño real, la representación de los juicios y un espectáculo de luz y sonido es parte de lo que puede experimentarse en el museo, uno de los principales atractivos turísticos del lugar. Alrededor de 100 mil turistas, lo visitan cada año.

Hechizo francés

Si los sapos y arañas tienen influencia en las pócimas que preparan las brujas, es algo que –como dice el refrán- será cuestión de creer o reventar. Seguramente no se encontrarán sustentos científicos que permitan dar cuenta de la existencia de verdaderos poderes en esas extrañas recetas. Sin embargo, la creencia en los poderes sobrenaturales, la videncia, la adivinación, y la magia, se ha extendido por todo el planeta a través de los tiempos. Francia no estuvo exenta de esa influencia.

El Museo de la Brujería está ubicado en una especie de galpón que perteneció a una  granja, en Berry, una locación que tiene una larga tradición en el tema. Allí se realiza un relato de la historia de las brujas y sus brujerías desde el inicio de los tiempos hasta el siglo XIX. La imagen de estas mujeres se recrea en tamaño real. También hay salas dedicadas a duendes, fantasmas, druidas y otros seres fantásticos.Museo brujería Francia

La temática despierta gran interés entre los turistas que llegan a la localidad de Berry, en el centro del país galo. Las visitas se realizan de marzo a noviembre, volviéndose una opción imperdible para los que se dejan atrapar por su embrujo.

Suiza, destino que hechiza

El bello paisaje suizo no puede menos que tener un origen mágico. Quizás por eso, entre 1423 y 1666 se desarrollaron varias condenas por brujería que resultaron en decapitaciones y quemas en la hoguera. El museo recupera parte de la historia que transcurrió entre los siglos XV y XVI en Lucerna y otras ciudades próximas.

La ambientación del lugar busca reproducir a través de efectos visuales y sonoros la mística de la época. Se observan herramientas y objetos que se utilizaron durante los procesos que se llevaron a cabo para la cacería de brujas. La joya, sin dudas, es un libro impreso en el siglo XV que contiene las pautas para combatir a las brujas. Grabados que dan cuenta de las torturas a las que eran sometidas las personas acusadas de brujería, la mayoría mujeres, es parte del patrimonio del museo.  En el recorrido,  para contrarrestar maleficios, se ofrece agua bendita y sal.

Otros destinos que cuentan con museos sobre brujería son Islandia y México.

El fascinante mundo de la magia, hechizos, embrujos, se puede percibir bien de cerca a través de los reservorios que preservan la historia de estos seres fantásticos que nadie sabe si existen, pero que las hay, las hay. Será cuestión de visitar estos museos para no romper el encanto.

¿Alguna vez visitaste alguno de estos museos o algún otro? Compartí aquí tu experiencia.






COMENTAR ESTA NOTA EN FACEBOOK
ENVIAR UN COMENTARIO SOBRE ESTA NOTA
Los datos * son obligatorios
*Nombre:
*Email:
*Comentario:
(Máximo: 600 carácteres)

Caracteres Disponibles : ( 600 )
*Código:

© Copyright 2007-2017 Todoparaviajar.com | Todos los derechos reservados