Domingo 14 de Abril de 2024

Logo
28 de febrero de 2011
(572 votos)

Una fiesta muy tradicional

Cada año, cuando promedia marzo, la celebración de las Fallas de Valencia llega a España, principalmente a las ciudades de Valencia y de Alcira. Pero también se traslada a los lugares del mundo donde hay inmigrantes valencianos. Te contamos de qué trata y cómo se festeja este evento en honor a San José, el patrono de los carpinteros.

Falla Nou Campanar (clickear para agrandar imagen). Foto: Turismo ValenciaEs considerado uno de los eventos de interés mundial y si estás pensado visitar España en estos días, no puedes perdértelo. La celebración en honor a San José se caracteriza, entre otras cosas, por la cantidad de monumentos construidos por los habitantes de la ciudad que la invaden durante el día y la noche, además de la gran cantidad de actividades que se llevan a cabo entre esos días.

De hecho, su nombre (Fallas Valencianas) deriva de esa tradición: las fallas son ni más ni menos que las construcciones que realizan los participantes. Son monumentos inmensos que, originalmente, eran construidos con madera, cartón y papel, pero ahora las más grandes suelen hacerse se telgopor o algún material con esas características. Los constructores de las fallas se preparan todo el año para este evento que, sin dudas, vale la pena presenciar.

Un poco de historia

Durante la época medieval, la festividad de San José se celebraba con la quema de objetos o el encendido de hogueras. Como muchas de las fiestas religiosas, ésta también tiene su costado pagano. Al principio, esto se hacía simplemente para festejar el inicio de la primavera en España y hacer ofrendas para pedir que todo el año fuera próspero. Luego, al influenciarse por el carnaval, estas piezas tuvieron fisonomías humanas satíricas y en forma de burla que se incendiaban al terminar la festividad.

Falla Plaza Ayto 2007 (clickear para agrandar imagen). Foto: Turismo ValenciaCon el paso de los años y la creación de nuevos materiales, la composición fue cambiando en busca de cosas más simples o más fáciles para el traslado. Además, con los procesos de migración esta costumbre fue contagiándose por todo el mundo. Durante los días de fiesta las fallas están repartidas por la cuidad para exhibir el trabajo de todo un año y para que los visitantes puedan fotografiarlos. Por supuesto, cada año se realiza también una competencia para seleccionar a la mejor.

Días de fiesta: ¿cómo es el ritual?

Todo comienza el último domingo de febrero cuando se entregan las llaves de la ciudad a la “fallera mayor” ,que es la comisión más grande organizada para esta fiesta, y se le da comienzo oficial al evento. A este día se lo conoce como La Crida.

Una semana antes de las fiestas se realiza una exposición de todos los ninots (las figuras humanas de las fallas), en donde hay música y espectáculos de danzas para todo el público. Luego, se eligen cuales serán las que desfilen por la ciudad (durante el día lo harán las que representan motivos infantiles y a la noche, el resto).

La semana fallera comienza con La Plantà. Ese día se eligen cuáles serán los monumentos y tanto adultos como niños participan de esta competencia. El jurado termina de calificar durante la madrugada y en el segundo día se entregan los premios a los dueños de las fallas seleccionadas.

El fuego es uno de los protagonistas de esta fiesta (clickear para agrandar imagen). Foto: Turismo ValenciaEl 17 y 18 están destinados para las ofrendas; el pueblo congregado en las comisiones lleva flores a la Virgen y se teje un tapiz con las flores que forma su manto. Al ser una fiesta religiosa, este ritual es de gran importancia ya que las comisiones encomiendan sus deseos y piden protección.

La noche del fuego, o “la nit del foc” transcurre entre el 18 y el 19. Allí los fuegos artificiales son los protagonistas e iluminan el cielo por más de media hora, anticipando así el fin de la celebración.

La noche del 19, último día Le Nit de la Cremà, o la noche de la quema, se queman todos los monumentos que estuvieron por las ciudades toda la semana. El primero que se quema es el ganador infantil y luego el ganador de los adultos. El último, en tanto, es el ubicado en el ayuntamiento, que se construye con los impuestos de la ciudad y de alguna manera es todos los participantes; de hecho, es el único que no compite.

Cuando todo se extingue ya se comienza a trabajar para mejorar y sorprender el año próximo.

¿Has estado en esta fiesta? Cuéntanos aquí.

Más información:
» www.fallas.com




Ver Fallas Valencianas en un mapa más grande

Otras notas sobre
España - Festividades
Comentá esta nota en Facebook
Envianos un comentario sobre esta nota
Demuestre que no es un robot!